Newsletter Aerolatino-Geba | Manual Junior | Cuarta Parte La Dirección | Comunicaciones

Método para dirigir grupos de discusión

Plan de cinco puntos para obtener el mejor resultado en un grupo de discusión.

La discusión es un elemento importante de la parte principal de un programa ya aplicado en reuniones formales o en pequeños grupos. Si su grupo quiere ser eficiente en la realización de su programa, la calidad de su discusión será crucial.

La discusión fácilmente se transforma en debate debido a nuestro tradicional método de conducir reuniones según las reglas parlamentarias. El debate tiende a acentuar las diferencias más bien que a ayudar al grupo a encontrar los puntos de coincidencia.

Un buen director de un grupo de discusión trata primero de asegurarse que el problema en debate sea comprendido por todos. La etapa siguiente es buscar las posibles soluciones. En este punto es mucho más productivo buscar ideas que examinar, criticar o disponer de cada una de ellas a medida que aparecen. Cuando usted nota que todos han presentado sus ideas, es entonces el momento para examinarlas en los términos de su practibilidad.

Esta es la etapa de selección o evalúo que debe estar completamente separada de la etapa anterior. Una vez evaluadas las soluciones, se debe elegir a continuación la mejor en relación con todos los otros factores. Finalmente, cuando el grupo ha decidido qué se de debe hacer, corresponderá planear la acción.

Estas son, entonces las cinco etapas de la solución de un problema, una de las tareas más importantes que se realizan por medio de la discusión.

Grupos de discusión
Grupos de discusión

1. Determinación del problema

Determinar claramente cuál es el problema en disucisón e investigar las causas que lo han determinado.

2. Obtención de ideas

Crear diversas alternativas o soluciones para ese problema, obteniendo de tal modo ideas al respecto.

3. Verificación de ideas

Examinar las ideas o alternativas a la luz de la experiencia y del conocimiento del grupo.

4. Elección de ideas

Llegar a una decisión sobre las soluciones o alternativas del problema y una vez definido éste elegir la más conveniente.

5. Plan de acción

Qué se debe hacer, ejecutando planes detallados para la realización.

Aparte de ser un método de aportar soluciones a un problema, la discusión tiene otras ventajas que a veces son descuidadas. Es un proceso de mancomunar ideas, experiencias y habilidades del grupo. Estudios realizados determinaron fehacientemente que el método de obtener decisiones mediante grupos de discusión es superior al que propicia las decisiones de una sola persona.

El deber del director de grupos de discusión es asegurarse que todos puedan exponer libremente sus opiniones y que la discusión no sea monopolizada por los que más usan de la palabra. Por esta razón, el mejor trabajo de los grupos de discusión se realiza con participación de cinco o más personas, hasta un máximo de quince.

El director deberá también exponer los distintos puntos de vista del grupo. Una vez que las diferencias han sido claramente comprendidas no es tan difícil marcar los factores de coincidencia y trabajar de allí en adelante para encontrar una única solución.

La tarea del director es guiar al grupo más bien que decirle lo que debe hacer. Por esta razón, el director no deberá ser responsable de proveer toda la información. Se pedirá a otros miembros que lo hagan con anticipación. No es el trabajo del director pensar por los demás. Muy a menudo el director, debido a su posición, impide el debate que debe incluir a todos, dando su propio pundo de vista y diciendo a sus miembros lo que deberían hacer.

Qué es lo que NO debe hacer quien dirige un Grupo de Discusión
  • No trate de influir en la opinión de los miembros.
  • No diga a un miembro del grupo que se equivoca, deje que el grupo lo haga.
  • No diga a los miembros la decisión que debería tomarse. Ellos puede decidirlo por sí mismos.
  • No haga afirmaciones rotundas. Formule preguntas.
  • No discuta.
  • No ridiculice.
  • No tome partido.
  • No critique.
  • No hable demasiado.
  • No trate de hacerse el "chistoso".
  • No se erija en experto sobre el problema en discusión.
  • No permita que nadie monopolice la discusión ni lo haga usted mismo.
  • No olvide el término fijado, comience y termine en hora.
Cómo incorporar Grupos de Discusión en una reunión

Si una reunión formal es dominada por oradores persuasivos que defienden determinado punto de vista, mientras que los restantes miembros no tienen la facilidad suficiente de expresar sus ideas con claridad, el Presidente puede sugerir que el cuerpo se divida en Grupos de Discusión para analizar el problema en forma exhaustiva.

Se ordenan los Grupos de Discusión, se señala la hora, se fija el propósito y se inicia su labor. Normalmente se considera que los Grupos de Discusión, utilizando la técnica establecida, están en condiciones de expedirse en breve término.

Después que cada grupo haya sometido su despacho, la reunión continuará considerando la moción en debate conforme con las reglas Roberts de Procedimientos Parlamentarios. El Presidente limitará la discusión a lo indispensable y en un término normalmente breve podrá pasarse a votación.

Invitado especial

Para que una discusión pueda ser exhaustiva, el organizador puede invitar a alguna autoridad en la materia para estimular la discusión mediante una charla o para confrontar los datos que se presenten.

el director asegurará la libertad del debate solicitando al invitado especial que al desarrollar su conferencia no trate de encauzarla exclusivamente desde su propio punto de vista.

Es más importante para el director observar la discusión y asegurarse de que los miembros sepan cuál es el problema y ayudarlos a solucionarlo; en otras palabras, su responsabilidad es ver que el propósito principal de la cuestión no sea perdido de vista por los miembros.

Ocasionalmente en toda discusión hay períodos de estancamiento, especialmente al comienzo, y el director debe estar preparado para activarla con preguntas precisas, para estimular el pensamiento y la discusión.

Siempre que la discusión pueda llegar a frustrarse, como ocurre en cualquier esfuerzo intelectual, el director debe resumir lo tratado hasta entonces, señalar cuánto se ha hecho y cuánto hay aún por hacer. Finalmente, es tarea del director asegurarse de que la locuacidad de los miembros no prime por sobre lo que se debe expresar normalmente.

Asegúrese de que los más apocados tengan una oportunidad de exponer sus ideas.

-Debemos tratar de hacer volver a Alberto a la discusión
-Debemos tratar de hacer volver a Alberto a la discusión

Hoja para los Grupos de Discusión

Grupo número: .......

  1. ¿Cuál es el problema?
    ...
    ...
    ...

     
  2. ¿Cuáles son las causas del problema? (3 minutos)
    1. ...
    2. ...
    3. ...
    4. ...
    5. ...
    6. ...
       
  3. ¿Cuáles son las soluciones posibles? (3 minutos)
    1. ...
    2. ...
    3. ...
    4. ..
    5. ..
    6. ..
       
  4. ¿Cuál es la mejor solución posible? (2 minutos)
    ...
    ...
    ...
     
  5. ¿Qué se debe hacer? (2 minutos)
    ...
    ...
    ...
    ...
facebook feed